El temido trayecto hacia y desde el trabajo Opinión

trayecto

Ya sea que tome unos minutos, o incluso horas, el estrés del desplazamiento diario al trabajo consume el humor y la motivación de los colaboradores y, a la larga, la rentabilidad de una compañía.

trayectoEn los últimos años, el tiempo del trayecto hacia el trabajo ha aumentado considerablemente. Esto se debe a factores tales como el crecimiento de las ciudades, que hace que vivir cerca del lugar de trabajo sea cada vez más caro para los colaboradores, lo que, en consecuencia, provoca que los traslados sean cada vez más largos y generalizados.

En la actualidad, el promedio mundial de tiempo de traslado, tanto hacia como desde el trabajo, es de 38 minutos, una cifra que equivale a unas 300 horas al año, o a más del 10% del tiempo total de trabajo. Como si esto fuera poco, podemos agregar que algunos pronósticos prevén que, en los próximos años, el tiempo del trayecto entre el hogar y el trabajo seguirá aumentando.

Sin lugar a dudas, esta situación provoca una desmotivación en los colaboradores. «Un traslado desagradable genera estrés en el lugar de trabajo, lo que puede tener enormes consecuencias sobre la eficiencia y la concentración, reducir la interacción con los colegas y, por supuesto, causar problemas de salud como dolores de cabeza, trastornos del sueño, entre otras cosas.”, destaca Geraldine Delplanque, directora de Marketing Mundial de Movilidad y Gastos de Sodexo Servicios de Beneficios e Incentivos.

Por otra parte, es importante destacar que los colaboradores no sólo se mueven entre espacios físicos, sino que, psicológicamente, también hacen un cambio de roles. Pasan de ser padres a ser colegas a ser empleados, etc. Es necesario lograr hacer esa transición mental, de lo contrario el colaborador y su entorno se verá afectado. “Alguien que utiliza sus desplazamientos, no sólo físicamente, sino también para hacer una transición mental desde el papel que ejerce en su casa al que asume en el trabajo, estará listo para comenzar el día. Cuando esta transición no se realiza de manera adecuada, experimentamos un desagrado que nos puede desgastar y conducir a la insatisfacción en el trabajo y al agotamiento” señala Jon M. Jachimowicz, candidato a un doctorado en la Columbia Business School.

Es necesario que las empresas estén atentos a los tiempos y condiciones de traslados, ya que la forma en que los colaboradores se trasladan y la duración de sus desplazamientos al trabajo influye en sus sentimientos hacia el trabajo y en cómo se comportarán y en cuánto rendirán al trabajar. Esto se relaciona, además, con la probabilidad de que permanezcan en la organización o decidan dejarla.

En este sentido, el trabajo desde el hogar o desde una instalación de trabajo compartido cercana a la casa es una gran manera de evitar desplazamientos. La flexibilidad con respecto a la hora de llegada también ha demostrado ser muy eficiente y mejora claramente el equilibrio entre vida laboral y privada, permitiendo a los colaboradores organizar su día de una manera que sea más eficiente para ellos.

Las empresas cuentan con muchos datos y a veces saben cuánto tiempo viajan sus colaboradores, conocen su grado de satisfacción en el trabajo y saben cuáles de ellos piensan en irse, pero no analizan suficientemente todos esos datos. Esa información hace que sea posible construir modelos predictivos sobre quién es más probable que deje la organización, por qué algunos colaboradores se desempeñan mejor que los demás y sobre qué pueden hacer para cambiar esto.

Producción: Sodexo, servicios de beneficios e incentivos.

Summary
El temido trayecto hacia y desde el trabajo
Article Name
El temido trayecto hacia y desde el trabajo
Description
Ya sea que tome minutos, o incluso horas, el estrés del desplazamiento diario al trabajo consume el humor y la motivación de los colaboradores.
Author