¿Cuáles son algunos de los desafíos para los líderes en un mundo cada vez más competitivo y complejo? Opinión

Captura de pantalla 2018-03-21 a la(s) 23.21.12

EL ROL DE LOS LÍDERES ES CLAVE


Carolina García BerguecioPor Carolina García Berguecio, Ingeniero Industrial de la U. de Chile, Coach Certificada por Newfield Network y acreditada como Professional Certified Coach por la International Coach Federation (ICF) donde es miembro directivo. Coach ejecutivo y consultor en Altaira Consultores. Docente del Magister Coaching Organizacional de Uniacc. Docente del Programa de Coaching Fenomenológico Gressus Consulting.


Las nuevas generaciones de colaboradores en una organización, requieren que sus líderes estén mejor preparados para acompañarlos a superar obstáculos, animarlos y ayudarlos a alcanzar metas, y convertirse en mejores profesionales. En los tiempos actuales, los jóvenes a nivel global, esperan que sus organizaciones los entrenen y les ofrezcan oportunidades de aprendizaje y de crecimiento profesional. Por otro lado, necesitamos acompañar a los jóvenes y colaboradores a ser versátiles. La automatización hará que algunas profesiones especializadas desaparezcan, mientras se crean otras de tipo híbrido. Estos nuevos trabajos requieren equipos formados por personas multidisciplinarias y con la capacidad de desarrollar nuevas habilidades de manera continua.

Ser versátil es un gran desafío para una sociedad que en las últimas décadas ha potenciado la especialización como valor profesional. Hoy en día, las corporaciones que no ofrecen entrenamientos para el desarrollo de habilidades a sus colaboradores, quedan fuera de la competencia. Este es el motivo por el que las compañías, aparte de desarrollar a sus colaboradores para que alcancen una mayor productividad y satisfacción laboral, necesitan crear culturas donde el aprendizaje y el crecimiento sean valorados y cultivados. En estas nuevas culturas organizacionales, preparadas para responder a los requerimientos actuales de los colaboradores, el rol de los lideres es clave, ya que no solo actúan como modelos a seguir, sino que también son quienes definen la hoja de ruta, además de ser el termómetro organizacional e influyen directamente en el clima. Estudios de la consultora de estrategia Korn Ferry – HayGroup, indican que los “estilos de liderazgo” de los lideres, inciden hasta en un 70% sobre el clima organizacional, y el clima a su vez, incide en un 30% sobre los resultados de la empresa. Por lo que se hace urgente hacer cambios en los estilos y habilidades gerenciales de los líderes. Una alternativa es, las habilidades de coaching, y acá es donde se hace presente el Coaching Fenomenológico Organizacional, tal de entregar distinciones a los líderes y/o que se formen como Coach.


Artículo relacionado: ¿Alineamiento o alienación? – Annabella Zaccarelli, académica de la Universidad de Chile, fundadora del Coaching Fenomenológico. directora ejecutiva GRESSUS Consulting.


La palabra “coach”, que se viene utilizando en el ámbito de los negocios desde hace más de veinte años, se tomó prestada del mundo del deporte, pero proviene originariamente de una palabra húngara que significa carruaje. Quien preste atención verá que “coach” también se utiliza en vagones de trenes y en la sección turista de los aviones. Esta asociación resulta efectiva, porque el coach acompaña a la persona a ir desde un lugar a otro, sin imposiciones o recomendaciones, es donde la persona puede o quiere llegar. Así lo sostiene la Federación Internacional de Coaching (ICF), que define a la actividad del Coaching como “una asociación en un proceso creativo e inspirador para maximizar el potencial personal o profesional”.

En esta definición, la palabra “potencial” es clave, ya que el líder que exhibe habilidades de Coach presta atención a las fortalezas y las debilidades u oportunidades de mejora, tanto suyas como las de sus colaboradores, y al mismo tiempo desarrolla planes cuyos objetivos le permitan aprovechar las fortalezas de manera creativa y velar por las oportunidades de mejora en las áreas débiles.


Artículo relacionado: Autoconocimiento: Un desafío para la vida consciente – Por M. Verónica Alliende Barberá, Periodista UC y Docente de Autoconocimiento en Coaching Fenomenológico Gressus


La última investigación sobre culturas organizacionales realizada por la Federación Internacional de Coaches, comprobó que las organizaciones con una fuerte cultura de Coaching trabajan con coaches internos y externos, y entrenan a sus líderes para que adquieran habilidades de Coaching. Estas organizaciones obtienen de sus empleados un mayor grado de involucramiento o engagement, que se traduce en resultados económicos superiores a los que obtienen sus competidores que no facilitan este tipo de cultura. Promover que los lideres desarrollen habilidades de Coaching Fenomenológico suele resultar en ganancias importantes para la organización, además de tener un efecto multiplicador, ya que estos líderes entrenados desarrollan a sus colaboradores efectivamente. Está demostrado que los líderes que ofrecen Coaching a sus colaboradores obtienen equipos más comprometidos, y que se convierten en imanes en atracción de talentos. El Coaching Organizacional ayuda a los colaboradores a ser más eficaces y con el apoyo y participación de los líderes.

Los beneficios del coaching organizacional son muchísimos

Este tipo de coaching ayuda a los líderes de las organizaciones a ver más allá de lo que conocen. De hecho, para conseguir que sus estrategias empresariales funcionen, es fundamental que conozcan a sus colaboradores y que se apoyen en ellos. De esta manera, pueden reflexionar de forma consecuente, cambiar hábitos negativos y reforzar su papel de líder. Está demostrado que la herramienta más efectiva para trabajar “brechas” en habilidades o competencias de los colaboradores, es a través del Coaching.

Los principales focos que se trabajan:

  • El autoconocimiento. Esencial para que puedan reconocer fortalezas y áreas de oportunidad. En la empresa moderna, un líder efectivo necesita ser consciente de sus fortalezas y debilidades.
  • Las habilidades de liderazgo de la persona.
  • Las brechas que aparecen a raíz de assessments de habilidades.
  • El cómo el líder escucha a sus colaboradores.
  • El cómo da feedback.
  • Habilidades para que identifiquen los talentos de sus colaboradores y les asignen tareas que puedan ejecutar con excelencia.
  • Ampliar su capacidad y habilidad de comunicación hacia sus colaboradores, y a otras áreas
  • Lograr equipos de trabajo efectivos.
  • Fomentar competencias de trabajo efectivas.
  • Suavizar estilos directivos muy marcados y potenciar los que están bajos.
  • Gestionar lo urgente de lo importante, tal de poder salir de lo operativo y poder tener visión estratégica.

Hay variados estudios que dicen que la mayoría de las personas estratégicamente valiosas que dejan sus trabajos lo hacen porque no están contentos con sus jefes, porque sienten que no los escuchan ni los aprecian ni se preocupan por su desarrollo. Este es el motivo por el que las compañías, cuando le dedican tiempo y dinero a desarrollar a sus Colaboradores, demuestran, de manera consistente, que lo que están haciendo es invertir en su gente.


Artículo relacionado: El Coaching Fenomenológico, una nueva escuela – Por Annabella Zaccarelli V. Fundadora del Coaching Fenomenológico. Directora del Diploma de Liderazgo y gestión de Equipos Universidad de Chile. Directora ejecutiva, GRESSUS Consulting.


Un líder que tenga habilidades de Coach, ofrece guía, hace preguntas que les permiten a los empleados encontrar sus propias respuestas y favorece que ellos puedan observar las situaciones desde otro ángulo, lo que les facilita alcanzar objetivos que parecían imposibles.