Las duras cicatrices del acoso laboral en profesionales de la salud

Estrés, depresión e ideación suicida son algunas de las consecuencias del acoso laboral que enfrentan trabajadores del sector salud. Testimonios y datos alarmantes revelan la gravedad de esta problemática en un entorno marcado por la violencia y el maltrato.

Más leídos

El Dinamo ha documentado las difíciles vivencias de varias profesionales de la salud, quienes han denunciado situaciones de acoso laboral, transformando su trabajo en recintos hospitalarios en una auténtica pesadilla. “Uno de cada tres trabajadores de la salud presenta estrés elevado o muy elevado”, afirmó Elisa Ansoleaga, directora de Investigación de la Facultad de Psicología de la UDP, en declaraciones entregadas al medio digital.

Las jornadas extenuantes y las instituciones extremadamente jerarquizadas son caldo de cultivo para el estrés, el maltrato y el acoso laboral. Esta problemática se ha hecho evidente con casos como el de Rocío Miranda, funcionaria del Hospital de Rengo, cuyo suicidio el 25 de abril fue atribuido al acoso laboral que sufría. El Colegio de Enfermeras denunció el caso, destacando la necesidad urgente de abordar las condiciones laborales en el sector salud.

Otro caso resonante es el de Catalina Cayazaya, terapeuta ocupacional que también se habría suicidado tras sufrir malos tratos durante su internado. La campaña “Justicia para Catalina” surgió en respuesta a este trágico evento, evidenciando la grave situación de acoso en el ámbito hospitalario.

Elisa Ansoleaga, quien lleva a cabo un estudio en trabajadores de hospitales públicos, ha revelado datos preocupantes. “Uno de cada cuatro trabajadores de la salud consume psicotrópicos, y cerca del 7% ha experimentado ideación suicida”, detalló en declaraciones a El Dinamo. La sicóloga enfatiza que las mujeres expuestas a acoso laboral tienen el doble de probabilidades de presentar ideación suicida comparadas con aquellas que no han sufrido acoso. En los hombres, la probabilidad se incrementa 5,6 veces.

El testimonio de Natalia Henríquez, matrona de 32 años, ilustra el calvario que muchos profesionales enfrentan. Desde 2016 trabaja en el Hospital Félix Bulnes, y desde 2018 ha sido víctima de acoso por parte de su jefa, lo que le ha provocado graves problemas de salud mental y física. “Me ha destrozado la vida”, confesó al diario on line.

La situación no es aislada. Susana Quezada, técnica en enfermería en la Clínica Dávila, también relató al medio episodios de gritos y maltratos por parte de su jefatura, lo que la llevó a una depresión profunda y pensamientos suicidas.

La reciente Ley Karin, promulgada tras el suicidio de Karin Salgado en 2019, busca prevenir y sancionar el acoso laboral. Sin embargo, la implementación de protocolos y la capacitación del personal son cruciales para abordar efectivamente esta problemática. Ansoleaga destacó a El Dinamo que “entender la situación de poder que está en juego en toda situación de violencia en el trabajo es muy importante”.

La violencia laboral en el sector salud, tanto interna como externa, sigue siendo un desafío significativo. La necesidad de reformas estructurales y una mayor conciencia sobre el impacto del acoso laboral en la salud mental de los trabajadores es más urgente que nunca.

¡Co-construyamos RH Management 2030!

Tu aporte mensual nos da independencia y sostenibilidad. El trabajo está en transformación y necesita un periodismo que ponga a las personas primero.

Tu contribución nos permite seguir marcando agenda con reflexiones de valor e interpelando al mainstream.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Las 8 cualidades esenciales del liderazgo

Rebecca Knight, periodista especialista en temas laborales, ha compartido en Harvard Business Review una visión profunda sobre las cualidades...

Últimas noticias

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img

Artículos relacionados