La revolución digital del despido: compartir experiencias laborales en las redes sociales en auge

El reciente reportaje de The Wall Street Journal (WSJ) destaca la creciente tendencia de las personas de compartir abiertamente sus experiencias de despido en las redes sociales. Desde desahogos emotivos en TikTok hasta videos virales de despidos reales, el medio analiza cómo la tecnología ha transformado la forma en que los empleados enfrentan la pérdida de empleo. Expertos consultados por el WSJ opinan sobre la terapia pública, la búsqueda de empatía y la lucha contra el estigma asociado al despido, marcando un cambio significativo en la percepción de esta realidad laboral.

Más leídos

Este reportaje, publicado recientemente en The Wall Street Journal (WSJ), aborda la creciente tendencia de las personas de compartir públicamente sus experiencias de despido, marcando un cambio significativo en la percepción de esta situación laboral.

Cuando Emillie Mendez perdió su trabajo contable a finales del año pasado, relata el medio, recurrió a TikTok. “Estoy molesta, triste y asustada”, expresó en un video de dos minutos que fue visto 40,000 veces y recibió 280 comentarios.

Según WSJ, en tiempos pasados, perder un trabajo solía ser un punto bajo en la carrera que se mantenía en privado, incluso sin informar a las familias. Sin embargo, como muestra el video viral de un trabajador de tecnología siendo despedido, ahora es a menudo tema para publicaciones en redes sociales.

Aunque la tecnología permite a las empresas comunicar malas noticias de manera más impersonal, como a través de Zoom o correo electrónico, los empleados lo toman de manera personal relata The Wall Street Journal.  Para algunos, hacer público su despido es una forma de terapia y un esfuerzo por controlar la narrativa de cómo quedaron desempleados. Afirman que la avalancha de simpatía o indignación ayuda a aliviar el estigma y, además, puede ayudarles a conseguir un nuevo trabajo.

“Ser despedido, especialmente de forma remota, es una experiencia muy desempoderadora y a menudo deja a los empleados sintiéndose sorprendidos e impotentes”, dijo Moshe Cohen al diario norteamericano, profesor en la Questrom School of Business de la Universidad de Boston. “¿Qué pueden hacer las personas para recuperar algo de poder cuando se sienten completamente desempoderadas? Una cosa es hacer público lo que les sucedió”.

Mendez, quien trabajaba desde su hogar en Miami, dijo que le comunicaron que la despedían en una videollamada en línea. “Lloré todo el tiempo”, comentó al reportaje del WSJ  la joven de 31 años. Estando sola en casa al día siguiente, necesitaba desahogarse. Inspirada por otros videos de despidos que había visto, recurrió a TikTok.

“Hablar sobre ser despedido es mucho más común hoy en día que antes”, dijo Mendez, quien comenzó un nuevo trabajo este mes. Aseguró al medio que la respuesta de desconocidos la hizo sentir menos sola. “Hace unos años, probablemente nunca hubiera hablado de esto públicamente, especialmente en internet”, agregó.

Brittany Pietsch, la empleada de tecnología que se volvió viral la semana pasada, fue un paso más allá que Mendez. Grabó su despido real de la empresa tecnológica Cloudflare. En el video que compartió en TikTok, Pietsch preguntó a los dos representantes de Cloudflare por qué la estaban despidiendo y por qué su gerente no estaba en la llamada, sin obtener respuestas.

Pietsch dijo que no tenía la intención de que su video se volviera viral y no mencionó el nombre de su empleador en el título del video. Sin embargo, alguien más tomó el video, añadió su nombre y el de su ex empleador, y lo compartió en X y otras redes sociales. Desde entonces, ha generado millones de vistas.

Uno de los espectadores fue Matthew Prince, director ejecutivo de Cloudflare, quien dijo en una publicación en X que el video fue doloroso de ver y que la empresa aprenderá de ello.

Cloudflare no puso a las otras personas del video disponibles para una entrevista.

Pietsch dijo que ha recibido una oleada de comentarios de personas, incluyendo posibles empleadores, sobre su video. “No me arrepiento de compartir eso”, dijo sobre el video.

Según lo reporteado por el diario estadounidense, la franqueza sobre los despidos se produce cuando las empresas aún están recortando empleos en un esfuerzo por ser más eficientes, incluso después de los despidos a mayor escala que tuvieron lugar el año pasado. Empresas como Amazon, BlackRock, Citigroup, Google, Macy’s y Xerox anunciaron planes este mes para reducir sus plantillas.

Chloe Shih hizo público su despido de la plataforma de mensajería en internet Discord, que dijo a principios de este mes que estaba recortando el 17% de su personal. Shih habló sobre perder su trabajo como gerente de productos senior en TikTok, X y LinkedIn. Sus mensajes en cada plataforma demuestran cómo estos anuncios pueden adaptarse para diferentes audiencias.

En su reportaje asegura que es en TikTok, donde Shih tiene más de 76,000 seguidores, donde mostró más emoción y desinhibición, filmando su reacción al leer un correo electrónico sobre el despido en tiempo real.

Jadea, se asombra, se tapa la boca con la mano, sonríe nerviosamente, se ríe en shock y grita: “Dios mío”, mientras también utiliza lenguaje vulgar. Incluyó el nombre de Discord en la leyenda del video, que también publicó en X. Discord declinó hacer comentarios.

Sus publicaciones en LinkedIn, donde las personas publican y buscan empleo, fueron generalmente más sobrias. Aunque en un momento, publicó un video contándole a sus padres sobre el despido, precediéndolo con “no estoy segura de si esto pertenece a LinkedIn, pero quería difundir algunas vibras soleadas durante esta verdadera carnicería de temporada de despidos”. Sus padres no parecen estar demasiado preocupados, con su madre diciendo: “¿No es muy normal? Mucha gente es despedida”. Shih escribió en la misma publicación que ha recibido muchos comentarios positivos. “Hablemos en serio, la cantidad de apoyo que he recibido ha sido tremenda”. En un correo electrónico, Shih dijo que las cosas habían estado “realmente agitadas últimamente” y no pensaba que podría comprometerse con una entrevista telefónica. No respondió a un correo electrónico de seguimiento con preguntas.

Algunos comentaristas han criticado su video de reacción al despido como un truco o poco profesional. A veces, los comentaristas están divididos, como en el caso de Pietsch, sobre si los representantes de la empresa se comportaron bien.

En la nota, The Wall Street Journal asegura que cualquiera que esté pensando en publicar un video sobre su despido debería pensarlo dos veces. Así lo recalca Cohen de la Universidad de Boston. Algunos empleadores podrían ver a quienes comparten demasiado sobre el trabajo como personas impredecibles, dijo, especialmente si están considerando a dos candidatos con credenciales similares. “Es probable que opten por la apuesta más segura”, concluye al medio internacional.

 

*Imagen de Freepik

 

Fuente original

¡Co-construyamos RH Management 2030!

Tu aporte mensual nos da independencia y sostenibilidad. El trabajo está en transformación y necesita un periodismo que ponga a las personas primero.

Tu contribución nos permite seguir marcando agenda con reflexiones de valor e interpelando al mainstream.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Desentrañando el futuro laboral en Estados Unidos

En un reciente estudio publicado por Icims Insights, se han revelado datos significativos sobre las tendencias del mercado laboral...

Últimas noticias

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img

Artículos relacionados